Se encuentra usted aquí

Agresivos andariegos
A la hora de juzgar el accionar de las entidades comunales, sanitarias y del orden, solemos comportarnos con una actitud de justificada exigencia. Pero apenas examinamos nuestro propio comportamiento al permitir que los ruidosos nos construyan una avizorada sordera y un estado de irremediable alteración síquica

Por

Por: 
13 Feb 2017

 

 

Sin atisbos de clemencia, la música estalló a las cuatro de la madrugada del lunes, para forzar al vecindario de trabajadores, escolares, ancianos y convalecientes a renunciar al lecho reparador. Estrepitosos volúmenes de acordes invadieron sin respeto ni permiso los hogares desde la pista de un Cupet en el Vedado, donde un grupo de personas gozaba a rienda suelta, ensordecidas para atender gritos de protestas emanados desde ventanas de asombrados y enardecidos residentes.

Solo la iniciativa de una vecina, quien telefoneó insistentemente a la policía, y la llegada de un carro patrulla devolvió el sosiego a la comunidad, aunque con la visible resistencia de los infractores, usurpadores del espacio público, a quienes los agentes del orden invocaron las molestias y apenas el quebranto de la ley, en lo que se requiere poner mayor énfasis.

Luego supe que también en la Avenida de los Presidentes (G) se han registrado similares incursiones sonoras, favorecidas en todos los casos por la aparición de reproductores y bocinas portátiles de sorprendentes potencias, de dañinos decibeles. ¿Estaremos bajo la nueva amenaza de una suerte de aterradores comandos móviles del ruido, más allá del que dimana de jolgorios familiares e instituciones, causas de frecuentes quejas ciudadanas?

De momento, se me ocurre que los emergentes bullangueros de referencia vendrán a engrosar una especie de tribu urbana de cotidianos agresivos andariegos, entre los que figuran los llamados buzos que escarban depósitos de basura y dejan detrás desperdicios sobre las aceras, para afectar así la higiene ambiental.

 

Sigue...

 

Escribe aquí tu comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.