Se encuentra usted aquí

Arte

Con El Indio Naborí le nació a Guanabacoa la décima y el folklor
Jesús Orta Ruiz, considerado el mayor decimista de la literatura cubana contemporánea, nació en Guanabacoa el 30 de septiembre de 1922. Mereció numerosas distinciones y colaboró en diversas publicaciones. Su obra ha sido traducida a varios idiomas
26 Jul 2014

 

En los primeros tiempos de la colonización de América por España se le decía naborí al indio de servicio, al que labraba la tierra. Quizás porque era de color cobrizo y simpática humildad, y porque siempre estuvo a favor del quehacer literario cubano, y sirvió por más de ocho décadas a la patria, a su familia y a su tiempo, es que a quien fuera inscripto en la villa capitalina de Guanabacoa como Sabio Jesús Orta Ruiz, se le conoce por el seudónimo de El Indio Naborí.

Nació este poeta y periodista, considerado el mayor decimista de la literatura contemporánea cubana, el 30 de septiembre de 1922. A la edad de 83 años, La Habana le da el último adiós, el 30 de diciembre de 2002, al autor de una imprescindible obra lírica de denuncia social y sentimientos revolucionarios, que fusionó con ingenio lo popular con lo culto, desde muy temprana edad, lo que le valió los premios Nacional de Literatura y de Crítica Literaria.

A Orta Ruiz se le reconoce el enriquecimiento de la espinela —símbolo de identidad nacional—, la ejercitación de variadas formas clásicas, incluido el verso libre, y la renovación de la estrofa en la vertiente campesina, social y autobiográfica. También es renombrada su versátil prosa, que incluye libretos de radio y prólogos de libros.

Su obra vio la luz en numerosas publicaciones periódicas como el rotativo Granma y las revistas Mujeres y Bohemia. Asimismo, publicó muchos libros. Sus poemas han sido traducidos al inglés, francés, italiano, ruso, checo, chino, vietnamita y búlgaro.

El Indio Naborí, quien mantuvo una posición revolucionaria siempre, está incluido en casi todas las antologías cubanas del siglo XX, y a él se debe la Jornada Cucalambeana que se desarrolla en la provincia de Las Tunas en homenaje a Juan Cristóbal Nápoles Fajardo, El Cucalambé, para mantener la tradición decimista en Cuba; así como varias recopilaciones.

Entre otros lauros que se le otorgaron destacan, además de los ya mencionados, el Premio Nacional de Periodismo “Juan Gualberto Gómez”, la Orden “Félix Varela”, la de Héroe Nacional del Trabajo y la Medalla 450 aniversario de Cervantes, esta última otorgada en Alcalá de Henares en 1999.

Otros seudónimos que utilizó para firmar su extensa obra fueron Jesús Ribona, Juan Criollo y Martín de la Hoz. Igualmente, tuvo en su haber ser finalista del Premio Príncipe de Asturias de las Letras, en el 2000.

Actualmente sirve de modelo a nuevos escritores que se disponen a alzar el honor en la vanguardia artística con un canto inspirado, que sea grito de guerra para orientar y guiar, como lo hiciera el bardo de Guanabacoa.

Artículo relacionado
Bardo del pueblo

 

Escribe aquí tu comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.