Se encuentra usted aquí

Sexualidad y salud

Mujeres: ¿Iguales o diferentes?
Está comprobado científicamente: las mujeres y los hombres tienen las mismas posibilidades ante la ley. Sin embargo, hay contrastes que los marcan. ¿Cuál es realmente el abanico de influencias?

Por

Por: 
10 Sep 2014

 

 

Al principio éramos uno: seres unicelulares sin diferencia. Como cualquier protozoo de hoy día, no había hembra o macho, y nos reproducíamos por bipartición. Nadie era ni más ni menos, sino la misma cosa.

Luego la evolución quiso que nos dividiéramos en masculino o femenino, pero sin que ello implicara superioridad de lo uno sobre lo otro. La cuestión siempre fue complementaria. Hasta que la raza humana se enseñoreó del planeta y estableció los límites: apareció la división social del trabajo y también la de sexo.

Desde entonces comenzaron los contrastes.

Sobre el terreno conquistado
Ella estudia en el nivel medio superior. No importa su nombre, ni lugar, ni el centro docente, sino los hechos. Se siente igual que cualquiera. Tampoco le importan el sexo, posición social o el color de la piel. Solo sabe que no existen diferencias sustanciales entre ella y los demás, mucho menos que por fémina es menos que los varones. Otras también piensan así.

Las chicas de hoy, en su inmensa mayoría, consideran haber ganado en independencia y libertad respecto a sus progenitoras. “Es que el mundo cambia”, confesaba Dianelys, del Instituto Politécnico de Informática Fernando Aguado y Rico.

Está comprobado científicamente: las mujeres y los hombres tienen las mismas posibilidades; pero ¿significa de veras que exista la igualdad?

Morfología cerebral
Admitir el cliché de una "superioridad" masculina es tan poco científico como defender a ultranza el sentimiento de “igualdad“.

Se sabe que el cerebro de la mujer es un poco más pequeño que el del hombre, lo cual para nada indica que ellas sean menos inteligentes. De hecho, el hombre de Cromagnon tenía un cerebro más grande que el de cualquier humano de hoy (1600 cc, frente a los 1400 actuales) y no por ello sabía más.

También se sabe que el cerebro está constituido principalmente por dos tipos de tejido: la materia gris y la blanca y, hasta hace poquísimo tiempo, se asociaba la primera con la actividad pensante.

Sin embargo, las conjeturas decayeron cuando una investigación del Hospital Universitario Gregorio Marañón, de Madrid, y del Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (CIBERSAM) aseguró que los adolescentes con un primer brote de psicosis o de esquizofrenia tienen un mayor volumen en la materia gris que los adolescentes sanos. Dicho de otra manera: la relación entre cantidad de materia gris y la actividad pensante no tiene necesariamente que ser directamente proporcional.

Lo único que sí está claro es que mientras los hombres y las mujeres utilizan centros de actividad y caminos cerebrales muy diferentes, ambos pueden desarrollar igual actividad cognoscitiva.

Cuestión de aptitud
No descubrimos el agua tibia. Cada sexo parece poseer mejores aptitudes que otras y no siempre ello tiene que ver con la educación sexista, como muchos defienden. Lo demostró un estudio realizado precisamente por una mujer, Melisa Himer, en 2002, cuando puso al alcance de un grupo de muy corta edad juguetes como un camión, una pelota, una muñeca y una sartén.

Lo natural sería que, al estar alejados de influencias culturales, hicieran una elección indistinta por cualquiera de los juguetes; pero, curiosamente, los machos optaron por el coche y la pelota, mientras que las hembras por la muñeca y la sartén ¡Sí!: machos y hembras, porque se trataba de ¡monos!

Otro experimento de la Universidad de las Islas Baleares concluyó que ante la percepción de algo estéticamente bello, las mujeres entran en actividad con los dos hemisferios cerebrales, al tiempo que en los varones solo se activa uno.

Hormonas
Estadísticamente hablando, las mujeres son mejores para recordar rostros de otras personas y en disímiles actividades de la memoria. Los hombres, quizás por la secreción de testosterona, las aventajan en la orientación. Explican los científicos que estas hormonas también son las causantes de ciertos comportamientos como la agresividad y la impetuosidad.

Dicho de otra manera, las hormonas influyen no solo en las características sexuales externas, sino que potencian o limitan ciertas áreas cerebrales. Tal vez eso explique por qué las mujeres aprenden a leer antes o tienen mayor facilidad para los idiomas, pero les puede costar más trabajo parquear un auto.

Desde luego, nada de lo anterior implica incapacidad de liderazgo ni ineptitud para determinados empleos en ninguno de los dos sexos.

Cultura
Es indiscutible que la mujer ha atravesado años, siglos, milenios… de subordinación con respecto al varón. La cultura ha incidido, sin lugar a duda, en el comportamiento femenino. Pero no existen evidencias científicas que demuestren superioridad de un sexo sobre otro.

Por el momento, ellas están siendo más atrevidas y se incorporan a las actividades tradicionalmente consideradas "de hombres". Habría que ver cómo sería el comportamiento de ambos sexos en el caso de que se normalice la presencia femenina en todas esas actividades y cumplan los mismos roles. Entonces tendríamos más elementos para argumentar mejor la discusión.

La diferencia entre hombres y mujeres se va estrechando, porque –sin lugar a duda– la biología no es inmune a los estímulos sociales.

Las nuevas funciones asumidas por ambos sexos podrían alterar el sistema operativo del cerebro. Las diferencias de comportamiento no significan mayor o menor aptitud para asumir tareas; por tanto, ellas y ellos han de caminar al lado y, mejor aún, unidos cual uno solo. Como en los primeros tiempos: sin diferencias.

 

Estudiantes del IPUEC Ernesto Dimas opinan:

 

Artículo relacionado
No siempre tienen cabellos largos, ni muchos menos ideas cortas

 

 

Comentarios

Imagen de Julio
Mié, 17/09/2014 - 12:33

Este es un tema muy importante a tener en cuenta hoy en día, ya que, para lograr mayor desarrollo es necesario que se involucren más nuestras nuevas generaciones pero como un todo unido y no separados, por lo tanto, pienso que hembras y varones  cumplen con los mismos fines socioeconómicos el día de mañana para bien de nuestra sociedad.

Escribe aquí tu comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.