Se encuentra usted aquí

Arte

Paulina Álvarez: la Emperatriz del Danzonete
Su sólida preparación musical y su gran versatilidad interpretativa la hicieron capaz de incursionar en diversas modalidades y ritmos cubanos, por ello transitó con éxito por las agrupaciones más importantes de buena parte del pasado siglo.

Por

Por: 
2 Nov 2014

 

 

(Publicado en 2007)

 

Corría el año 1929 y una nueva sonoridad rompía el éter cubano. En el Casino Español de Matanzas irrumpían los acordes del primer danzonete de la historia: “Rompiendo la rutina”. Gestado por el músico matancero Niceto Díaz, en su nacimiento se combinaron elementos del son y del danzón. Y aunque su auge fue efímero, varios y valiosos fueron los intérpretes de este nuevo género.

Por aquella etapa, rumbas, boleros y guarachas contaban con la singular voz de la cienfueguera Paulina Álvarez. Sin embargo, fue el danzonete quien la consagró para la posteridad.

Su sólida preparación musical y su gran versatilidad interpretativa la hicieron capaz de incursionar en diversas modalidades y ritmos cubanos, por ello transitó con éxito por las agrupaciones más importantes de buena parte del pasado siglo.

De selectiva se podía catalogar a esta artista por el cuidado que ponía en la elección de su repertorio, el cual se componía también de algunos géneros foráneos de más difícil interpretación, como el tango.

Todo ello le sirvió para la buena ejecución del danzonete, pues se necesitaba un poco más que un nuevo sonido o cambios en la instrumentación de las otrora orquestas de danzón. Se requerían intérpretes que sintieran la letra y la melodía. Tal vez por ello Paulina Álvarez se adecuó de manera tan orgánica con la novedosa sonoridad.

La altivez y elegancia que imponía a cada interpretación le granjearon la simpatía del público y el sobrenombre de Emperatriz del Danzonete.

Aún podemos escuchar en algún archivo musical aquella voz que, a pesar de los años transcurridos, conserva la singularidad y majestuosidad de una de nuestras más versátiles voces. Por ello, si escuchas la voz de una mujer, con el matiz inconfundible de los años 30 ó 40, cantando algo como “Allá en Matanzas se ha creado, un nuevo ritmo singular”, sin duda estás en presencia de la Emperatriz del Danzonete.

 

 

Escribe aquí tu comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.