Se encuentra usted aquí

Farándula

Armando Miguel Gómez: "Me queda todo por hacer"
Armando Miguel Gómez llegó a las artes escénicas por cuestión de azar hace seis o siete años, tan poco tiempo que todavía pareciera un ardid del destino. No obstante, ha sido tan frecuente su aparición en la gran pantalla que lo aceptamos como a un viejo amigo
27 Mayo 2016

 

 

Armando Miguel Gómez llegó a las artes escénicas por cuestión de azar hace seis o siete años, tan poco tiempo que todavía pareciera un ardid del destino. No obstante, ha sido tan frecuente su aparición en la gran pantalla que lo aceptamos como a un viejo amigo.

De tanto verlo transfigurado en diferentes pieles, se nos antoja conocerlo desde hace muchísimo más. Su primera vez en escena, en el grupo teatral Olga Alonso, le dio la confirmación que necesitaba. Y aunque primero se soñaba mecánico, entre los aplausos del público percibió casi inmediatamente que había nacido para actuar.

SJ: Coméntame de tu incursión en la pieza Electra Garrigó.

“Es una obra muy compleja, incluso para actores con amplia experiencia. Recuerdo que fue mi segundo personaje, me era muy difícil de entender, por todas la complejidades de la obra y de Orestes, mi personaje. Al mismo tiempo, considero que me abrió las puertas a otro sistema de interpretación y entendí que nunca era suficiente el estudio para desempeñarte ciento por ciento.

“Tengo un muy grato recuerdo de esa obra, con ella participamos en el Festival de Teatro Aficionado en Sancti Spíritus. Yo era muy joven, no tenía ninguna experiencia, solamente lo que le había visto hacer a mis compañeros de grupo. Creo que fue la primera vez en mi vida que realmente estudiaba algo que me gustara y me interesara de verdad”.

SJ: Mucho ha llovido desde entonces. ¿Qué personaje sería, en tu opinión, el que te marcó?

“No es que quiera ser conservador, pero todos han dejado su huella de diferentes maneras y cada cual en su momento. Todo en la vida está sujeto a cambios y uno tampoco escapa de esas mutaciones.

“En el caso de los actores, vivimos muchas vidas distintas a las nuestras y esa es una de las cosas más bonitas de nuestro trabajo: vivir, sentir, padecer, transitar por ellos como un túnel. Y uno termina creciendo, convirtiéndose en una mejor persona”.

 

Sigue...

 

Añadir comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.